lunes, 1 de diciembre de 2014

Leyendas del MTB | John Tomac


El nombre de John Tomac no creemos que sea ajeno a nadie que lleve un mínimo de tiempo en el mountain bike. Es uno de los grandes nombres de la historia de este deporte.

Nacido en 1967 en Owosso, Michigan, ha competido en prácticamente todas las modalidades de ciclismo. Siendo profesional en muchas de ellas, y marcado para siempre el mountain bike. Su carrera en la elite duró más de 20 años y fue parte destacada del despegue de la competición en BTT a nivel internacional.

En 1988 ya se proclamó campeón nacional de criterium de carretera en USA. En los inicios de la NORBA ganó los campeonatos de 1988 y 1989 antes de lograr su mayor éxito en el año 1991, cuando fue campeón del mundo de XC y subcampeón del mundo de DH en Ciocco (Italia), algo impensable en nuestros días. Ese mismo año se llevó la general de la Copa del Mundo. Esa misma prolífica temporada le valió su entrada de inmediato en el Mountain Bike Hall of Fame.

Sus inicios fueron en el BMX con 8 años y con 17 ya competía a nivel profesional en esta disciplina. Poco a poco se fue introduciendo en la carretera y el Mountain Bike. “Competía por diversión, al principio no la hacía con un objetivo claro” explica el propio Tomac sobre su primera toma de contacto con el MTB.

“Las carreras de BMX eran muy cortas, y quería competir más tiempo como en carretera o mountain bike.” No tardó en embarcarse en su carrera profesional como ciclista de carretera y MTB, que empezó a tener toda su atención en 1987, cuando combinó ambas modalidades a gran nivel.


Como muestra de su éxito en el asfalto estuvo en las filas del Motorola y del 7-Eleven, tomando parte en pruebas por etapas. Entre las carreras que realizó están el Tour de Flanders, Giro d´Italia y Paris-Roubaix.

Fue en 1988 cuando decidía centrarse al 100% en el incipiente Mountain Bike. Durante su carrera pasó por los equipos Yeti, Tioga-Raleigh, Giant y Tomac Racing (con su propia marca de bicicletas).

En su época tuvo que compartir protagonismo con otras leyendas del mountain bike como Ned Overend o Tinker Juarez, dando lugar a épicas batallas en los diferentes campeonatos, tanto de USA como internacionales. Era le época dorada de los corredores estadounidenses en el XC.

A partir de 1994 sus resultados se alejaron del top-3, pero seguía en la elite del deporte. Poco a poco se fue orientando al DH y dejando de lado el XC. En 1997 conseguía su última medalla en unos mundiales. Era en DH en los Campenatos del Mundo de Chateau d´Oex, en Suiza, y fue subcampeón del mundo.

Anunció su retirada de la competición en el año 2000, aunque en 2004 volvía para competir y ganar en el Kamikaze Downhill, algo que repetiría en 2005.


A medida que se alejaba su época en la cima de la competición se involucró en el sector de la bicicleta lanzando su propia marca de bicis. Las Tomac. Fue en 1998 cuando, junto a Doug Bradbury (Fundador de Manitou) creaban esta nueva firma de bicis, que se lanzaba con una gama de 3 modelos, todos ellos de doble suspensión. El propio Tomac competía con sus prototipos en 1998.

La marca fue comprada por American Bicycle Group y después pasó a manos de Joel Smith (uno de los responsables de Answer Products) en 2006. Se relanzó su gama en 2007, con la colaboración de Tomac en su desarrollo. Recientemente la marca fue comprada por la tienda on-line Planet-X y con ello ha perdido parte de su esencia.

Por su parte, John Tomac compite de forma ocasional y sigue los pasos de su hijo Eli, que está destacando como piloto profesional de motocross.