lunes, 1 de junio de 2009

Rodada Nocturna 30.05.2009




La rodada programada para este día era "La de siempre"... (Temozón Norte, Chicxulub Pueblo, Ixil, Conkal, Chablecal). Llegamos al parque del maestro a las 5:30, y sólo estaba Guffy, luego llegó Pako que nos dijo no podría ir pues tenía cita con su macho… Otro que canceló fue Mike, tenía fiesta gay… El Bistek tenía cosas que hacer con su familia pero cuando menos fue a dar la vuelta, Will en el estadio, fue a ver que pierdan los Venados en penaltis, También el Ulises canceló vía mensaje (Que le bajó gacho!)… Fueron llegando todos los demás, pero a las 5:55 me llamó Russell que los esperemos, estaba saliendo de su casa.

De todos los que dijeron ir a la rodada sólo llegaron Guffy, Eduardo, Alex Bonilla, Carlos, Osiris, Chucho flores, Lisandro, Russell, Fernando Burgos y por supuesto Yo. Bueno! Ni pedo… éramos mucho menos de los que en un principio iban a ir… Como a los 15 mins recibí una llamada de Russell que lo vayamos a rescatar, estaba cerca de allí pero se había engarrotado por el esfuerzo en la pedaleada para alcanzarnos… Fuimos por él, Osiris y yo… Cuando llegamos estaba comprando ungüento para el golpe, su kleen bebe y algo para tomar en una farmacia YZA.

Salimos a las 6.30 PM, cruzamos periférico y en Temozón Norte, Osiris paró en una agencia y compro un six y unos cacahuates picosisimos… la verdad se fue como agua las chelas, hacía un calor de la chingada! Justo en la entrada a la brecha de terracería, desertó el primer rider… Fernando Burgos que tenía que regresar por un incidente familiar de urgencia.. Jajajajaja! Ese pretexto ya nos lo sabíamos compadre, lo más probable es que no se adaptó al grupo, la verdad echamos mucho desmadre!

Poco antes del campo de tiro tuvimos el primer caído… Carlos (Somalí) que venía pendejeando sin manos, que se va de boca cuando su llanta delantera se metió en unos surcos de una curva… Sólo tubo unos rasponcitos. Poco después le dije a Russell, que iba delante de mi, que una de sus bolsas de su short estaban pa fuera… Y que frena el wey sin decir agua va y que me le voy encima, aunque si choqué con él, la verdad lo esquivé como pude con el riesgo de que me hagan sanguich por detrás (Muy mal compañero, pa la próxima te haces a un lado y frenas… Nche Cabron!).

Osiris venía saltando cuanta piedra veía en el camino, hasta que sucedió lo que tenía que suceder… La patita de su caballito tronó, eso nos atrasó como una media hora, pues hubo que cortar cadena… Si no fuera porque Eduardo le echó la mano, nos hubiéramos quedado allí toda la noche, aparte los moscos nos estaban saboreando chido… No se vale, pelaná… Controla tus impulsos y deja de estar brincando como Chapulín, ya después nadie va a querer rodar contigo, puras pendejadas haces!
.
Cuando pasamos por la Haciendita ya era de noche, paramos un rato, compramos unas paletas de coco que estuvieron mortales y seguimos dándole… Nos pasamos de la brecha pero rectificamos el camino para llegar a Chicxulub Pueblo.

Realmente rodábamos tranquilazo por lo que ya en Chicxulub Pueblo casi no descansamos, había fiesta del pueblo, feria, tacos, baile, artesanías… Decidimos ir hasta Ixil de una buena vez… En el camino me quede atrás con Eduardo que me platicó sus anécdotas… Jajajajajaja y su numero mágico… El nueve… Uta, kbn!, que aguante!

Entrando a Ixil tuvimos al tercer caído… Guffy que se engarrotó y que cae como puerco! Cotorreamos un rato, ya en Ixil nos volvimos a pasar unas cuadras del camino a Conkal… Rectificamos y a darle.
A Osiris, pa terminarla de amolar, se le rompió el seguro de la abrazadera de asiento, así que venía a tope y paraba a cada rato… Bajamos por la hondonada y seguimos por el tramo de single track, un poco pesado pues esta lleno de ramas y mucha piedra… hasta el cruce de caminos, ya después se abre la brecha y queda más relax.

De lo que si me pude dar cuenta es de que el Guffy tiene muy buena técnica de conducción, se contonea bien la perrita!

Yo me quedé atrás junto con Lisandro y Russell esperando a Osiris… Alcanzamos a los demás que nos esperaban al final del camino de terracería y ya para entrar a las calles de Conkal… En el camino comentábamos la posibilidad de mandar hacer unos jerseys con el fin de estar más cómodos.

Llegamos al centro y nos estacionamos en una lonchería, juntamos tres mesas y le caímos a las Coca Colas bien frías mientras unos pedían Nachos y Tortas de pastor, yo pedí unos deliciosos Salbutes Yucatercos… Cenamos verdaderamente rico, por cierto, las pocas lugareñas que vimos, tenían el podeeeer!

Terminamos, pagamos y como vá, le dimos vuelta a la Iglesia, y a que no adivinan a quien se le ponchó la llanta… Uta ma! Si, a Osiris… Pa colmo el wey no traía cámara de refacción y la mierda de rin solo acepta la de válvula francesa pero para su poca buena suerte, Eduardo traía una, alli fue otro atrazo… Esperamos, cotorreamos y tomamos la vía a Chablecal, 6 km. de carretera, no se veía ni merga, estaba oscuro de a madres, las lámparas nos ayudaron mucho.

Pues llegando a Chablecal con la misma agarramos la vía a Temozón Norte… Por cierto que cuando pasamos por la cancha de básquetbol, hay un wey que siempre grita “Me llamo Alfredooooooo!!!” Quien sabe cual será su pedo!, A lo mejor está buscando macho! Jajajajajaja! O se le olvida su nombre y a cada rato se lo repite!

Osiris ya venia dando las nalgas, asi que Alex lo venía arrastrando desde Chablecal, pero en la última recta para llegar al periférico de Mérida, Osiris se atrazó y regresamos por él… Que se le había caído la cadena.

No nos llovió para nada pero todo el camino había un olor a hierba quemada y mojada. Mmm! A Eduardo sino lo llamaron como 30 veces, Uta! no le llamaron nunca… Esta corta la correa carnal!

Nos reunimos con los demás en el cruce del periférico y ya el punto de reunión nos queda super cerca… Eduardo me comento que fueron aproximadamente 52 Km de recorrido que realmente no sentimos pues, les repito, fuimos a buen ritmo, el tiempo nos tenía sin cuidado, nos despedimos y cada quien fue a su casa cerca de las 12:00 de la noche.

Fue una buena rodada, no hubo incidentes mayores, pero de plano que todos aprenden algo: Russell a no parar a lo bestia, Eduardo a apagar su celular o dejar un clon suyo en la casa, Osiris a no brincar como idiota, llevar refacciones y herramientas y comprarse un talismán, Carlos a no estar pendejeando y manejar agarrando el manubrio, Guffy a llevársela tranquilo para no engarrotarse, todos los demás Chucho, Lisandro, Alex y yo prácticamente no tuvimos ningún problema… Nos vemos en la próxima!